Un bocazas para una campaña perfecta

No hay que añadir nada más. Alguno dirá: “estaba preparado”. Vale, pero ¿eso hace la campaña menos buena? Y, lo que es mejor, el coste son 300 cervezas. Un gran ejemplo del uso de las redes sociales desde el branding y una cuenta corporativa. Eso es hacer marca.

Escribir un comentario